jueves, 12 de octubre de 2017

Cuando la luna se balancea

Los monos con sus platillos en las esquinas de mi cama
No sabía que los angelitos fueran tan escandalosos ni que mi niña interior se pareciera a la niña de la curva

lunes, 9 de octubre de 2017

No soy una apasionada de la new age

Siento el centro de la tierra y no soy una apasionada de la new age
Ni una iluminada de tés sin mezcal
La sangre contaminada riega mi cuerpo
Mi mente es el compedio de siglos de violencia
Violaciones y humillaciones
Estoy tan sucia como la era del colapso
Tan atascada como un báter en fiestas de Bilbao
Mi pecho es el contenedor de la represión
Duermo con la asfixia y me levanto con los discursos de la cope
Mi cocina está atestada de platos resecos y la manta de mi sofá hecha un burruño
Mi colchón tiene pulgas y me ha salido un bulto debajo del ojo a modo de ojera-mejilla
Este es un cuerpo de esta era
El fluido de tantas impotencias está en la memoria celular regente de nuestra existencia
Cada día noto los quejidos de cada persona que me precedió
Oigo sus consejos, sus fracasos, sus deseos, sus pulsiones no transformadas, no liberadas, arrastradas las cadenas de una rabia continuada y estoy contenta
Noto el centro de la gravedad
Soy capaz de psiodelia, delirio y vuelta a empezar a la calma
De sobrepasar los miedos y la vanalidad de una coca-cola zero
No me dejo llevar por los atentados publicitarios
No me interesan las marcas ni las hipotecas, ni los bancos, ni las máscaras de pestañas
Tengo la suerte de saltar por encima de tanta relación superficial
De no estar enganchada a una realidad virtual llena de deseos fallidos creídos como ciertos y abanderados a costa de la honestidad personal
No estoy por encima, simplemente por las venas me corre la libertad gitana
Tengo los pies cada vez más anclados
Las raíces del cosmos suben por mis gemelos, pantorillas, vientre, senos, clavícula, cuello, cara, cabeza y consigo florecer, enferma, pero florezco.
Mi cuerpo es la barbarie del capitalismo
Mi movimiento es la descoordinación mente-cuerpo
Mi resistencia física, un pastel de queso
Mis manos, la torpeza de una neurosis muy mal curada
El reflejo de los traumas
Lo acepto, como acepto que también son pájaros las palomas de la ciudad
Como acepto que los peces tengan más mercurio que vitaminas
Que los perros sean reflejos infantiles de la mal llevada infancia de sus amos y amas
Acepto, porque acepeptando, me acepto a mi misma
Al experimento, al fallo, al error, al progreso y a la evolución
Por eso, no promulgo con dogmas
Porque los dogmas hacen creer en verdades absolutas
y para verdad absoluta, la existencia de un cambio continuo
Y los cambios nacen de la dualidad, la contraposición, la sombra y la luz
Eso si, unas raíces al centro, nos conectan con el método. 

lunes, 2 de octubre de 2017

Poema óptico

En los dedos tengo la ceniza de un mundo derrumbándose
Veo como miras mi yemas sucias, y palpita en tus labios el beso para fundirte en ella
De tu boca no emergen tus ansías, un pobre aliento de redundancia apaga la llama de tu ser
-Tienes las yemas sucias-
Por mi cara resbala lo que no ha sido verbalizado
La patria suicida
El dueño sádico
La niña abandonada
Las mujeres desaparecidas
Los hombres sin consuelo
Los animales extintos
La tierra mutilada
Los prejuicios, los juicios y las represiones
Te vuelvo a mirar intentando convertir mis ojos en cuarzo y ver el arcoiris guardado en ti
Mis yemas siguen sucias
Mis ojeras siguen moradas
Mi uñas perfiladas en mugre
Mi ropa roída
Mis mejillas húmedas y tiznadas
Me miras desde tu máscara de pestañas, parpadeas, vuelves a parpadear,
la sorpresa y las ganas abanzan desbocadas por las venas del caballo ganador, tu presión arterial sube de las raíces de tus ancestros, tus labios vuelven a palpitar ese beso del abandono a la realidad
De la consciencia y el respeto
De la sabiduría y la fuerza
Leo en ellos, al ermitaño y a la emperatriz, a la sacerdotisa y al loco, al mundo como carro y al universo de la estrella
La saliva de tu boca se torna amarga
Quiere esputar toda la sin razón
Decirme que ella está sucia y no es sucia
Que todo está sucio y no es sucio
Que en su garganta guarda la sílaba de la vibración cósmica
Le digo que no hable, en sus ojos ya está la respuesta.

domingo, 24 de septiembre de 2017

El cielo estaba sepia

La guitarra agitó tus párpados
Algo corría por tu mejilla sin querer
No querías rascarte pero la herida te escocía
Y te rascabas con esa guitarra
Tus ojos se dejaban hacer
La gota resbalaba y te escocía la mejilla
Era la aventajada, la incómoda, el espejo, la interferencia en la sequedad
La guitarra se metió dentro de ti
Agudos y bajos en armonía sincronizaron la única lágrima
Enfrente del mar llegó hasta tu boca, pasó por tu lengua, subió al cielo de tu paladar y se deslizó por la garganta,
llegó hasta tu estómago y allí el recuerdo perdió el consuelo
Y dejaste salir muchísimas más
Y el mar empezó a crecer
Y la luna se removía inquieta
Y los atunes perdían el norte
los calamares dejaron de parir chopitos y los percebes se caían de las rocas
Todo se detuvo menos tus muchísimas lágrimas y esa guitarra, único consuelo de tu soledad.
 

jueves, 21 de septiembre de 2017

Sadismo

Te gusta que salga mal
Es la droga
La adicción
Me exprimes
Te alimentas de mi presencia
Eres un parásito
y estás enganchado a mi ausencia
Te diviertes viéndonos sufrir
Eres un sádico con cara de crío
Un adolescente cabreado
Una coraza de piel muerta y un charlatán egocéntrico
Te he visto respaldarte en tu inteligencia
Hacer de la calle, tu libro
y repartir desparpajo a diestro y siniestro
COnmigo eres más siniestro que diestro
Me llevas tatuada en el brazo derecho, yo, te llevo en el corazón
He aquí la gran diferencia
La diferencia de las diferencias
o lo complementario de la humanidad?
Todo esto es estúpido
Estamos a años luz del instinto
y tú y yo? Agujero negro.

miércoles, 20 de septiembre de 2017

amor no basta, cuando respeto no alcanza.

Ojalá hubiera sido otra cosa
Y no me levantase odiándote
Que no fuera a fregar los platos y recordara tus comentarios despectivos
Que no estuviera cortando cebolla y pensado en tus bromazepams
Que no soñase que me cambiabas por cualquiera
y que no viese la pantalla del teléfono y pensase
¿ Buff, y ahora qué?
Ojalá no me dolieran tus déjame en paz cuando me voy a la cama
Ni tus borracheras cuando veo un tipo tirado en la calle con una cerveza
Tengo una herida llena de rencor
Tengo el pus del verano
y ya no está tu mar para cambiar de rumbo
Estoy enconada, furiosa y no puedo ceder ni un milímetro
Ni empatizar
NO por teléfono
NO puedo dejar que me sigas manipulando
Proyectando sobre mi, todas tus prácticas de autoengaño
y aprovechando mi fuerza, para cumplir con tu ego
Recuerdos de forja, a hierro ha golpeando el sol a mi corazón este agosto andaluz
La sequía se ha hecho evidente en el riego sanguíneo de mi amor
y si no sudas perforando profundo, no podrás beber más.




miércoles, 19 de julio de 2017

Luces y mosquitos

Te llamaría si tuviera algo que decirte
Si en vez de escucharte, me tocaras
La inteligencia artificial todavía no ha dado para tanto
Escojo el silencio
Tiro del dicho popular:
Y más vale callar cuando no se tiene nada que decir
Me siento delante del ordenador
Rebusco quién soy
Qué materia
Qué color
y te descubro en las esquinas de mis sombras
En una infancia marrón
De gritos y gallos de pelea
Me kakareas agónico
Siempre odie la autocomplacencia y el como siempre
Tu kakareo seguía impasible
Ajeno a mi inquietud
A mi incomodidad
A mi odio
A todo el desprecio que tengo sobre falacias políticamente aceptadas
y todo discurso costumbrista
No te hablaba pero escribía
Y a pesar de ver sombras, veía luz
Y contigo, soy un mosquito
Y a pesar de no poder hablarte, te escribía
Quería hacerlo universal y así ser más artista
Quitarte presencia
Dañar tu orgullo
Y sentirme fuerte
Pero contigo soy un mosquito
qué pena que mi razón no quisiera abandonar
Que todavía guardase curiosidad
Que tuviera sed de conocimiento
Que leyera hasta los botes de champú
Y preguntase por baterías externas, programas de videomapping y constelaciones
Que siguiera formando a personas en el arte de despertar
Y viera el brillo  de mi hacer en párpados ajenos
Que no quisiera llenar mi vacío con licores
Ni empolvar mi nariz para poder respirar
Y es que... aunque contigo soy un mosquito tengo los ojos muy grandes y abiertos
Y aunque a punto de quedarme ciega,  todavía puedo escribir para soltar la carga
Ya lo decía Hegel, el arte es la herramienta para convertir las pulsiones pasionales en actos simbólicos liberadores.
Y en ellas estoy
La luz soy yo.



Luna vieja

¿Qué más puedo hacer?
Dime, luna vieja si soy gitana o reina
Si ser gitana es ser reina y ser reina, gitana
Si ser las dos cosas a la vez, es el precio de la libertad
Si la contrapartida no es la soledad
Si las estrellas no han firmado ya mi condena
Si es una condena o una bendición
Si debo seguir firme
Mantener el pulso
Mirar de frente
Y avanzar
Si el arrebato es mi fuerza
Y mi fuerza, mi instinto
Dime luna vieja y gitana si tanta canción de amor no me está apartando de mi misión
Si el amor está para mi en otra galaxia
Si la eternidad nos dará otra oportunidad donde unirse no será cuestión de discusión
Si ahora, lo que debo hacer, es olvidar
Centrarme en mi poder
Y dedicarme a ver más allá
Si ver más allá supone arrancarme su cara, su sonrisa, sus caricias, su verborrea y su gracia
Si seré capaz de extirpar los recuerdos
Las ansias
La ilusión
Y el reto
Si el reto es vivir sola
Darme a desconocidxs
y dormir sola
Si tanta soledad por hechicera, es justa
Dime luna vieja, gitana de Escorpio, si lo que tienes preparado para mi, me quitará el brillo de los ojos
Si brillar es cuestión de no brillar
Y no brillar, cuestión de amor.

domingo, 2 de julio de 2017

No estás sola

Otra vez te vuelves a plantear absolutamente todo. Otra vez nada vale la pena. Otra vez el miedo. Las dudas. Otra vez te asfixias con la palabra en la boca. Otra vez, sabes lo que tienes que hacer. Otra vez no lo haces. Te reconcome por dentro. Sabes que el silencio te hará daño. Cronificas tu inseguridad. Te olvidas de ser. Catapultas tu estar. Te escondes detrás de otras personas. Sientes celos y lo ocultas. Sientes rabia y la ocultas.Quieres bailar y las piernas no te responden. Deseas besar y no lo haces. Deseas jugar y no lo haces. Deseas ser y no puedes. Las caderas no balancean nada, la espalda cruje. Sientes ganas de gritar y ahogas tu grito. Otra vez te callas. Otra vez te infravaloras. Otra vez te notas fea, gorda, áspera, agobiada, tensa. Otra vez no vales la pena. No mereces respeto, ni admiración, ni interés. Otra vez te escondes en tu soledad. Te recluyes en la impotencia. No quieres despertar.
Otra vez, pequeña, insignificante, innecesaria, humillada. Te culpas a ti misma. Te desapruebas tu. Te hundes tú. Te echas el ancla. Te frenas. Tienes miedo de ti misma.
Analizas y vuelven las dudas. Quieres levantarte pero tú sola no puedes. Quieres marchar y gritar y cambiar, pero tú sola no puedes. Te dicen que eres capaz y tú no te lo crees. Te dicen que debes confiar en ti pero no sabes cómo se hace.
Te culpas también por no saber ser tú, por no ser autónoma y decidida y espontánea y fantástica. Te culpas por no ser la guerrera ideal, por considerarte más débil que fuerte, te callas todo lo que piensas y finges que todo va bien. Que eres todo lo que dicen: fuerte, valiente, decidida, capaz, resolutiva... Aplastas toda tu sombra y revientas por dentro. Empiezas a notarte enferma, indecisa, asqueada, agotada. Empiezas a estar sobrecargada, estresada, desconcentrada. Lo que crees, lo que creen y lo que eres, no consiguen fusionarse. No tienes identidad. No sabes quién eres, pero tienes un cuerpo, que expresa y se emociona.
Tú sólo quieres ser una persona de casta animal. Eliminar lo sobrante. Fiarte de tu instinto. Reaccionar a la vida. Hacer frente a tus convicciones. Un espacio para expresarte. Buenos principios y buenos finales. Ser honesta contigo misma, no ocultar tu vulnerabilidad. Tú sólo quieres ser libre. Pero.. Tú sola no puedes. Necesitas brazos y abrazos. Necesitas comprensión, quietud, diálogo, naturaleza, tranquilidad, sabiduría. Necesitas nutrición ajena. Trabajo colectivo. Fe y confianza. Necesitas a otras personas en tu camino. Ayuda incondicional. Comer de las manos de muchas, nadar en los mares acompañada, surcar el firmamento con otras estrellas, sentirte parte de mucho más. Un sentido común. Un respirar al unísono. Un alma y un cuerpo, unidos. Necesitas amor y sabes dónde está.
Sólo tienes que dejarte llevar y confiar.
No estás sola, no lo olvides. 

miércoles, 10 de mayo de 2017

El cielo y tú

Intente mirar por telescopios espaciales
Trazar rutas celestiales
Saber las lunas que tiene Saturno y variar con ellas
Pero me cansé
Me quede exhausta a la vera la mitología
Nuestro amor venusiano acabó en tragedia
Orión no pudo soportar la mordedura de la Luna en Escorpio
y con su cinturón, se ahogó
Hubiera preferido ser como Stephen Hawking y navegar años luz
No rendirme ante los agujeros negros de la vida como Albert Stein
Ponerme el traje espacial de Neil Armstrong y convencer a la luna de que despistará al escorpión que nos amenazaba chocándose las pinzas encima de un risco
No fui capaz
Me cansé
Poco a poco, polvo de estrellas fueron los recuerdos
Cristalitos transfigurados con los que me cortaba las yemas de los dedos
La telita que cubre el corazón
El hueco de la muela de juicio
Ya no quisé mirar más al cielo
Ni pedí deseos a las estrellas fugaces
Si entendí lo trágico del amor imposible
Los destinos inquebrantables
y las heroínas torturadas
Y me fundí con la tragedia griega
haciendo de nuestro amor, una nueva constelación




Un día de brillo oscuro

Debería tantas cosas
debería que no debo
No creo en cuentas de debe y haber
se me ha olvidado sumar y restar
Solo se multiplicar desequilibrios
y dividir espacios

Dimensiones

Una cuestión: ¿Por qué?
Una categoría: Final
Un principio: x
Un espacio: infinito
Un tiempo: ahora
Una pena: la del corazón

viernes, 28 de abril de 2017

Homo erectus


Medio ser catapultado en las cavernas de Altamira
El otro medio perdido en el edificio de Iberdrola

AHuecarnos


Observar
Encontrar
Acercar
Escuchar
Compartir un espacio, un tiempo, un silencio.
Compartir un bocado de tu bocadillo.
Jugar al corro de las patatas
Unir las manos palmoteando en la sin razón

Abocarse a tu cuerpo. A vuestros cuerpos. A nuestros cuerpos. Ahuecarnos en nuestros cuerpos para sentir un alma.

La tierra dejó de crear


Los tiempos se negaron a creer
Los pueblos quedaron bajo aguas estancadas
Las mujeres abortaron piltrafas
Las abuelas contrajeron lepra
y los patos murieron ahogados en gasolina

El único sonido era el tañido de campanas
Sólo las chimeneas alcanzaban el aire
La tierra dejó de crear
Las raíces se pudrieron y el avellano se quemó
El último olivo se levanta amorfo entre la niebla
Entre mis manos sólo el polvo de lo que fue

 

Un niño llora desconsolado


Es tan pequeño como una pulguita y tan extraño como la luna
Se ríe con la facilidad del que no sabe de preocupaciones
Con la verdad del placer
Con una sinceridad de cuatro dientes
Chapurrea lo justo para jugar y comer, corre al grito de ay, ay, ay, ay, ay y se agarra a tus piernas como las garrapatas a las orejas.
Le gusta mirar, tocar y chupar cualquier cosa que sorprenda
No tiene miedo al miedo, ni a los barrancos, ni al silencio
Se sube encima de la silla y escala infinitas montañas
Conoce quién es el bueno y quién el malo con tan solo una mirada
Le encantan los animales y los vehículos de dos ruedas.
Esta madrugada este niño mio llora desconsolado
No sabemos que le duele, que le pesa, que le agobia
Sólo escuchamos su llanto y su quejío,
Sólo sentimos el sudor de su pijama empapado,
Sus ojos cristalinos, su dedo apuntando a ninguna parte
Este niño mio que hoy quiero más que nunca, me enseña qué es la ilusión, y el amor y la ternura y la angustia.
Descubre a nuestros ojos cansados, la esperanza del después, la fe en el presente, los recuerdos apagados.
Quisiera que este niño mio se refugiara en el regazo de la fuerza, bebiera el brillo de la estrella del Norte y se empachara de sol andaluz
Sé que se me escucha lejos y como un contrahechizo, quiero que este niño mio, salve mi vida y la suya.

lunes, 24 de abril de 2017

Revisión

La crítica se apodera de mi
Y yo si huelo
Y supuro
Y mojo sábanas enteras, edredones
Y la boca seca, oliendo amargo
No quiero hacer de los sabores de tu vida, licor de almendras amargas
Tampoco que tú hagas de la mía, absenta de delirios
Callábamos, y cuando hablábamos, o muros o estrellas fornicando, lobos en extinción copulando, silencio y grillos de madrugada, la hierba quemada a zarpazos, asco y belleza a partes iguales, ambos con las aletas de la nariz, inhalando el choque de dos mares
Chorreábamos corazones y sangre, embistiendo de todo menos cuernos
Necesitados de sexo
Distanciados del cariño
Con repetida ausencia de voluntad
Apartados de la utopía
Rogando por ella
Con pulgas y perros
Pelos de orugas dentro de las orejas
Escocían las palabras
Los gestos
Rondando agujeros
Mareando perdices; ganas de hijxs y viajes a ninguna parte
Nos manteníamos de pie sobre un desvencijado velero
La libertad de nuestro barco era una bandera a jirones
Manchada de sangre seca
Hacia un lado y hacia el otro
Buscando el equilibrio
EL punto de fusión
A veces, lo conseguimos
2 en 1
Sincronización perfecta
Amor a quemarropa
Pasión precisa en medio de un mar de hostilidad
Podíamos, nos relajábamos, eliminábamos la ansiedad
Pero pronto volvía a soplar el levante
Y el sol picaba
Y la boca otra vez seca y amarga
Y no lográbamos cubrirnos de las tormentas de arena

¿Cómo se puede querer dar vida cuando una siente que ha muerto?







jueves, 23 de marzo de 2017

CUERPOS EN RESISTENCIA

Escribe y resiste

Prueba con un rotulador y una pared
Prueba con una tiza
Con un bolígrafo
Prueba con tu cuerpo
Utiliza tu saliva
Tu boca
Tus manos


Expresa y resiste

Coge aliento, respira y lánzate
Baila aunque no sepas
Grita aunque te dé verguenza
Desnúdate y participa sin pensarlo

Confía y resiste

Porque no estás sola
Porque somos muchas las que nos damos cuenta
Porque no estás loca
Ni eres tonta
Ni cenizo

Abre los ojos y Resiste

Que las lágrimas no empeñen tu fe
Ni la apatía amargue tu sonrisa
Que te sorprendas de la inocencia
Y las nubes no sean de mal augurio
Que sigas creyendo con esa ilusión
y me hagas sentir que merece la pena
Que mire a tus ojos y se encienda la mecha

Que verte es para mi resistir, que vernos es para nosotras hacer, que hacer es hacernos más vivas

Y vivas nos queremos

sábado, 21 de enero de 2017

De tripas, corazón

La fotografía del escaparate de una carnicería me hace sentir que...
Por qué hago esto?
Qué me lleva inevitablemente a hacer de mi carne y mi piel papiro de existencias?
Por qué mi lengua saliva la palabra lucha
Por qué miro hacia dentro y reviento vísceras ajenas
Por qué soy capaz de unir rompecabezas y partirme los dientes
Por qué tengo alergia a los antibióticos y vivo entre bacterias
Por qué sufro del riñón si dicen que soy valiente
Por qué tengo anginas si dicen que soy transparente
Por qué raja mi piel si dicen que soy suave
Por qué me sobra el pellejo, me pesan los huesos y la sangre me circula a trompicones?
Por qué sin quererlo sano y sin pedirlo, me sanan
Por qué elegí el camino de la humildad sabiendo las consecuencias de su única salida
Por qué con vosotrxs y conmigo
Por qué hacer de tripas, corazón


 


jueves, 19 de enero de 2017

Los guerrilleros no se pueden enamorar

Puedes llevarme con los Igigi a las estrellas y en un golpe de levante, bajarme al inframundo con los Anunnaki
De todo eres capaz
De diluir la esperanza con una sola sílaba
De concentrar mi pasión con un solo roce
De hacerme salivar como una perra y dejarme seca como una toalla antigua
A veces, cuando el rumor se apaga por completo, escucho la fusión de nuestros pechos en la cicatriz del paraíso que divide Europa de África y noto como lato en la era de lxs ancestrxs celestiales
Tú te escondes en la playa del Tesorillo
Mi pelo SERPENTEA el levante al borde de un salto que me causa vértigo
Y dos gaviotas  graznan protegiendo a sus crías en círculos de aleteos nerviosos
Me enseñas a esconderme detrás de una manta hipotérmica y evitar los radares militares que hace una eternidad saltaron
La península partida en dos
Tod*s trabajamos para nuestro clan
El Bosque de los Cedros me meció la lectura del cosmos en la cumbre del triángulo de tierra, aire y agua; la luna sonreía de medio lado en un cielo atestado de estrellas fugaces
Las sombras se ven por la luz y sangraban los colmillos del lobo
La jineta se relamía
Las orugas abandonaban el nido
Los cachorros sobraban
La única chuleta había desaparecido
Me preguntabas si te quería de verdad
La pupila es un agujero negro mi amor
Es sólo con el iris que existe

Instintivamente
Irrefrenablemente
Incondicionalmente

Sin embargo, El clan no entiende Kilómetros
Somos del mismo aún estando muy lejos
Nuestra lucha es todo
Los guerrillerxs no se pueden enamorar