miércoles, 30 de marzo de 2016

Fonemas de sentido: vuelvo a creer en vosotros

Perdida en el reino de la ilusión
Me dejé encantar por espejismos que me advertían de vuestra maldad

Hoy el espejo está roto, y también veo virtudes
Hoy vuelvo a creer en la satisfacción que a mi intelecto dais
Hoy no me averguenzo de usaros literalmente
Hoy me he permitido el lujo de explotaros sin pensar en lo que pensarán otros. Sin necesitar que todas me entiendan. Me doy el lujo metafísico de disertar con orden y técnica independientemente de que esto suponga dejar de lado a unas cuantas.
No me importa.

La represión de mi intelecto ha supuesto una negación a mi esencia analítica, por otra parte; nunca abandonada, sino más bien transformada; si no puedo usar mi lenguaje más académico porque supone una exclusión social y mi interés fundamental ha sido, la horizontalidad como la línea del horizonte de la playa gaditana de Bolonia alrededor de una candela, usaré la poesía. La verdad es que mi esfuerzo (considerable y necesario) no ha provocado el cumplimiento del objetivo principal, ya que la poesía, pues no es precisamente algo que se entienda tampoco. Así que frustrada por mis dos intentos de comunicación más innatos e ilusos, llego otra otra vez a la conclusión de que quién me quiera entender, que me entienda y quién no, que me toque, y que mientras tanto, vuelvo a creer en mi.

No hay comentarios:

Publicar un comentario