sábado, 3 de enero de 2015

Primera luna llena





Está tan lejos como tus ojos quieran ver
Sólo necesitas necesitarla.
Es pura atracción
Capaz de mover mareas
y de volver locos a los más cuerdos.
De enseñar solo una cara y acoger cráteres en su corazón.
Sólo puede verse en tinieblas, allí donde la luz de la razón muere.
Si quieres descubrirla entera, te tendrás que arriesgar y viajar al mundo de los sueños, donde la poesía tiene la última palabra y las estrellas fugaces son de plato de sopa.

No hay comentarios:

Publicar un comentario