domingo, 26 de enero de 2014

Agotamiento

Y sueñas con no soñar.
Dicen que te has vuelto nihilista
Que tomas pastillas rosas y guiski solo.
Que la vida te pesa toneladas
Que en acero se han convertido tus lágirmas, y tú cuerpo de niña, se ha cerrado a la flor de loto.
Dicen que de deseos complicados te formas, de fiestas sin final y besos a traición.
Que enamoras en la derrota y miras condescendiente.
Que tu voz se oye solo entre las ruinas.
He escuchado que te esfumas y vuelves en vendabal, que cientos de soles no son suficientes para quemar tu fe, ni miles de lunas llenas para cansarte de aullar.
He visto tus colmillos de loba rabiosa y olido el perfume avinagrado de tu decepción.
He tenido entre mis dedos las raíces de tu sufrimiento
He masticado el polvo de tu orgullo
Y perdido cada átamo de locura intentando hacer que te quedarás conmigo.
Y ahora, estoy agotada.

No hay comentarios:

Publicar un comentario