jueves, 27 de junio de 2013

Sol sal ya un día completo y calienta, por favor

A veces pienso que no voy a poder
que hay demasiados cuerpos a mi alrededor
que hay mucho torturador suelto, mucho sordo, mucha charlatanería.
A veces pienso que no tendría que estar aquí, que pertenezco a una estrella que se esconde para no ser descubierta, que los niños son los únicos que necesito en este mundo.
A veces me da la impresión de ser el imán de los locos, el orden inestable de lo caótico, el presente en intento de armonía,
Otras, la descordinación y desconcentración potencialmente dispersa. Partícula gaseosa en constante bronca. Estímulos de agujas. La cabeza como un colador de ideas, sentimientos.
El viento de ida y vuelta, o sólo de ida, o sólo de vuelta.
A veces sale el sol, y entonces, no pienso lo que soy, sólo soy.
A veces sale la luna, y me vence el sarcasmo y la nostalgía
A veces busco aquella estrella, y me estrello, silenciando el cielo de mi espíritu y acostándome con satélites hartos de girar en la rueda de la forutuna, y pierdo nuevamente el sentido y escribo, escribo...

No hay comentarios:

Publicar un comentario